Caja de VideosGlobal

¿Qué pasó entre Donald Trump y Jim Acosta?

La guerra del presidente contra los medios llegó a un nuevo nivel

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y el reportero de la CNN Jim Acosta han vuelto a protagonizar una discusión este miércoles en la Casa Blanca.

Durante la extensa rueda de prensa que ofreció el mandatario para evaluar los resultados de las elecciones legislativas se vivieron numerosos momentos de tensión.

Sin duda, el mayor encontronazo ocurrió cuando Acosta le preguntó repetidamente al republicano sobre si no consideraba que estaba “demonizando” a los inmigrantes al referirse a la caravana de centroamericanos que se dirige a Estados Unidos en busca de asilo como criminales.

“Eres una persona grosera y terrible. No deberías estar trabajando para la CNN”, respondió en seco Trump y le quitó el turno de palabra.

Por la noche, la Casa Blanca anunció que retiraba al reportero la acreditación permanente (o hard pass) acusándole de “poner sus manos” sobre una joven becaria que intentó quitarle el micrófono.

 

¿Qué pasó?

La discusión duró un par de minutos, ya que el periodista ha insistido sobre el trato de los migrantes, recordando al magnate que hizo campaña usando imágenes de estos escalando muros en hordas.

Uno de esos avisos fue censurado por la propia CNN, NBC e incluso el medio amigo de Trump, Fox News, por considerarlo racista.

“(Las imágenes) son verdad ¿O acaso cree que eran actores? No han venido de Hollywood”, ironizó el republicano.

Acosta contraataco enfatizando que “están a cientos de kilómetros de distancia” de la frontera estadounidense. “Esto no es una invasión“, le dijo al presidente.

“Francamente, deberías dejarme gobernar el país. Tú diriges CNN y, si lo hicieras bien, tu audiencia sería mucho mayor”, contestó Trump visiblemente molesto.

Cuando el reportero intentó cambiar de tema y preguntarle sobre la investigación que se está llevando a cabo para determinar el papel de Rusia en las elecciones presidenciales de 2016, el republicano le ordenó que se detuviera.

Seis veces llegó a decirle que “era suficiente”, apuntándole con el dedo y girando la cara hacia otros periodistas.

Una funcionaria intentó quitarle el micrófono, pero Acosta no se lo entregó y siguió intentado formular una pregunta sobre la trama rusa.

Trump, al ver que el representante de la CNN no se rendía, volvió a contraatacar acusándolo de tratar de manera “horrible” a la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders.

 

Credencial retirada

Fue ella quien horas más tarde informó a través de Twitter que le sería retirada la credencial a Acosta.

“No toleraremos que un reportero le ponga las manos encima a una joven que está tratando de hacer su trabajo”.

“Una mentira”

El periodista citó el tuit y afirmó que eso era “una mentira”.

Acosta, por su parte, publicó un video en su cuenta de Twitter en el que muestra el momento en el que alguien, a quien identifica como miembro del servicio secreto de la Casa Blanca, le pide que entregue su credencial.

 

Yamiche Alcindor

Trump también se fue contra Yamiche Alcindor de PBS cuando comenzó a preguntarle si su decisión de llamarse a sí mismo “nacionalista” podría haber envalentonado a los nacionalistas blancos.

“No sé por qué dirías eso, una pregunta tan racista”, dijo Trump a Alcindor, que es negra. “No lo creo, no lo creo. Decir eso, lo que dijiste, es tan insultante para mí”.

Le pregunté al presidente Trump qué pensaba de la gente que veía su retórica como alentadora de los nacionalistas blancos y si le preocupaba que los republicanos fueran vistos como partidarios de los nacionalistas blancos. Su respuesta: “Esa es una pregunta racista”.

 

CNN

La cadena CNN emitió un comunicado en el que criticó la retórica “peligrosa” de Trump, minutos después de que la tensa conferencia de prensa llegó a su fin.

“Los ataques continuos de este presidente a la prensa han ido demasiado lejos”, se lee en el comunicado. “No solo son peligrosos, son inquietantemente antiestadounidenses”.

La declaración continuó: “Si bien el presidente Trump ha dejado claro que no respeta la prensa libre, tiene la obligación jurada de protegerla. Una prensa libre es vital para la democracia, y respaldamos a Jim Acosta y sus colegas periodistas en todas partes”.

 

Fake News

Los encontronazos entre el presidente y el periodista de la CNN tienen historia

La primera rueda de prensa que ofreció Trump como presidente electo de Estados Unidos marcó el precedente de la complicada relación que han mantenido en estos dos años de mandato.

El entonces nuevo inquilino de la Casa Blanca regañó al reportero y le soltó una frase que se convirtió en un emblema trumpiano:

“Ustedes son fake news (noticias falsas)”.

Esta idea ha penetrado entre los seguidores del neoyorquino, quienes durante los recientes mítines de campaña abuchearon e insultaron en varias ocasiones a Acosta y a otros reporteros de la cadena más vilipendiada por el republicano.

 

Pero CNN no es el único caso.

Trump se ha caracterizado por mantener una relación convulsa con los medios de comunicación, a quienes ha denominado “el enemigo del pueblo”, por considerar que no publican la verdad.

Los ataques del presidente a la prensa han sido reiterados y ha llegado a decir que los periodistas “ponen en riesgo la vida de muchos” cuando revelan las deliberaciones internas de la Administración.

La relación del republicano con la verdad es delicada, considerando que dice un promedio de 16 falsedades o medias verdades cada día, según el conteo de The Washington Post.

Te puede interesar: Jeff Sessions ya no es fiscal de Estados Unidos, Trump lo despidió

 

 

Etiquetas
Mostrar más

Zulema Meraz

Mexicana-americana, la güerilla que no es ni de aquí ni de allá pero se la pasa bien en ambos lados.

Deja un comentario

Cerrar