SoftTendencia

Las 5 parejas criminales más famosas

Hasta que la cárcel nos separe... Estas son las cinco historias de amor de las parejas criminales más famosas en la historia.

Las grandes historias de amor han sido plasmadas en películas, libros, poemas y canciones. En la mayoría de estas historias los protagonistas vencen cualquier obstáculo y terminan juntos.

Pero también se conocen «amores peligrosos«, esas parejas que unieron el amor con el crimen y prometieron que solo los separaría la cárcel o morir en el intento de fugarse.

Estas son las cinco historias de amor de las parejas criminales más famosas en la historia.

Bonnie & Clyde

La pareja criminal estadounidense, reconocida por muchos como la «pareja de gángsters más famosa de la historia». Entre 1930 y 1934 lograron su cometido robando bancos, estaciones de servicio y tiendas.

Acusados ​​de matar a 13 personas, eso los convirtió en los criminales más buscados, fueron asesinados por la policía en 1934. Bonnie no tenía antecedentes policiales antes de conocer a Clyde, un ex convicto, pero todo indica que fue por amor que lo siguió en ese camino.

Bonnie & Clyde

Los asesinos de los corazones solitarios

Durante los años 40, Raymond Fernández aprendió el vudú y pensó que sería una buena manera de seducir mujeres, Fernández y Beck se reunieron después de que Beck publicara un anuncio de corazones solitarios en una revista. Fernández llegaba a las mujeres vulnerables a través de estos anuncios, las cortejaba y luego les robaba. Un día conoció a Martha Beck, los dos se enamoraron, incluso ella abandonó a sus hijos por él.

Beck comenzó a participar en los robos, haciéndose pasar por la hermana de Fernández. Sin embargo, sus celos eran tan grandes que los asesinatos no se hicieron esperar. Después de asesinar a una joven y a su hijo en Michigan en 1949, fueron sentenciados a muerte y ejecutados en la prisión de Sing Sing de Nueva York En 1951.

Se cree que en el tiempo que vivieron juntos mataron a 20 mujeres.

David & Catherine Birnie

La pareja australiana se conoció siendo niños, se enamoraron como adolescentes y murieron como una pareja romántica. Después de que David fue condenado a algunos años de prisión a principios de los años 70 por cargos de robo, la pareja se reunió.

Una vez que estaban de nuevo juntos, buscaron una manera de condimentar su vida amorosa de nuevo. Los dos comenzaron a violar y asesinar a las víctimas de su casa en 3 Moorhouse Street. Después de matar y agredir sexualmente a cinco mujeres, la pareja decidió dejar libre a su sexta víctima. Esta víctima los denunció, llevándolos a recibir sentencias de cadena perpetua. David se suicidó en la prisión en 2005. Catherine sigue cumpliendo su sentencia de cadena perpetua.

David & Catherine

Paul Bernardo y Karla Homolka

Escenificaban la imagen de pareja perfecta, de hecho, sus amigos les conocían por el apodo de Barbie y Ken. Nadie podía imaginar que tras ese aspecto casi angelical y agraciado, se escondía un par de sádicos asesinos. Además, el idilio no era tal ya que los problemas sentimentales entre ambos que derivaron en malos tratos de Paul a Karla.

Precisamente, Karla -al denunciar el maltrato ante la policía- fue quien confesó la multitud de secuestros, torturas, violaciones y asesinatos llevados a cabo por los dos durante años. La pareja había grabado a la mayoría de sus víctimas en el momento en el que estaban siendo violadas y torturadas.

Karla (2006) narra la historia en la que Barbie y Ken asesinaron a tres chicas jóvenes, entre ellas a Tammy, la hermana de 15 años de Karla Homolka. No obstante, la película muestra al personaje de Karla más como víctima, en lugar de la estrecha colaboradora de Paul Bernado, como verdaderamente fue.

Charles Starkweather y Caril Ann Fugate

Fueron una pareja de psicokillers que en 1958 dejaron tras de sí 11 asesinatos -madre, hermana y padrastro de Fugate incluidos- durante su escapada romántica del estado de Nebraska hacia al estado de Wyoming. En este caso, el autor material fue Charles Starkweather (19 años), pero Caril Ann Fugate (14 años) presenció y consintió desde el primero al último de los crímenes.

La pareja se conoció porque Barbara Fugate, hermana de Caril, salía con un amigo de Starkweather. El flechazo fue instantáneo y dio paso a una intensa relación.

Años más tarde, el director norteamericano Quentin Tarantino se inspiró en la historia de Charles Starkweather y Caril Fugate para dar vida a los personajes de la película Asesinos natos (1994), dirigida por Oliver Stone.

En el film, que critica el sensacionalismo de los medios estadounidenses en los 90, Mickey (Woody Harleson) y Mallory (Julliette Lewis) son a la vez amantes y asesinos en serie. La pareja viaja por Estados Unidos y va asesinando a todo aquel que se cruza en su camino. Un periodista les descubre y les convence para llevar su historia a televisión. Gracias al programa, Mickey y Mallory se convierten en los asesinos más famosos de América.

Charles Starkweather y Caril Fugate

Te puede interesar: ¿Historias de amor? No, sólo son relaciones tóxicas famosas

Etiquetas
Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar