APPsEntretenimientoSoftTech

Adiós al agua embotellada ¡Llegó Tap!

Una nueva empresa llamada Tap tiene una ambición audaz: convencer a la gente para que deje de comprar botellas plásticas de agua.

Tap lanzó una aplicación que muestra ubicaciones cercanas de agua potable, desde restaurantes y tiendas minoristas hasta bebederos públicos para que puedas volver a llenar tu botella de agua. Es como Google Maps para el agua potable.

La aplicación Tap, disponible de forma gratuita en Android e iOS, destaca 34 mil estaciones de recarga en 7 mil de 30 países, incluido México.

La empresa pasó algunos meses buscando a través de crowdsourcing en todo el mundo los lugares que están abiertos al público o que están de acuerdo con que las personas visiten sus tiendas pidiendo rellenar sus botellas de agua.

¿A quién se le ocurrió?

 

El agua es un bien público mal valorado”, dijo el fundador Samuel Rosen a CNN”; “Creo que a nosotros, como consumidores, nos han robado nuestra propia agua y nos la han vendido las corporaciones”.

Rosen es el cofundador y exCEO de la empresa de almacenamiento on-demand MakeSpace.

En noviembre de 2017, dejó su puesto de CEO en la startup. A Rosen se le ocurrió el concepto para su próxima startup después de pagar 5 dólares por una botella de Evian en el aeropuerto.

Al hacer que sea fácil y económico encontrar agua cerca, Tap espera que la gente reduzca los desechos de plástico y cambie su comportamiento.

¿Cómo detectar Tap?

Los consumidores también pueden comenzar a ver letreros azules de Tap en las ventanas de las tiendas, lo que indica que el negocio es amigable para los clientes sedientos. La aplicación proporciona perfiles en cada ubicación y lo que ofrece, como agua con sabor o agua mineral, y si se trata de un servicio gratuito de agua, servicio de mostrador o bebedero de agua.

Pero Tap no es el primero en conectar a las personas con agua potable limpia. La organización sin fines de lucro WeTap, una aplicación que ha existido durante unos seis años ayuda a las personas a encontrar las fuentes de agua públicas más cercanas.

Si Tap se vuelve popular, no está claro si las tiendas serán bombardeadas por personas que buscan rellenar sus botellas y cómo podrían reaccionar las tiendas. Pero Rosen es firme: “El futuro es sin botellas”.

Etiquetas
Mostrar más

Deja un comentario

Cerrar