Archivo

Parque Bicentenario: el “pulmón” olvidado de Calderón

El parque Bicentenario podría ser ocupado por viviendas y comercios

Desde el año pasado, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) cedió al Instituto de Administración y Avalúos de Bienes Nacionales (Indaabin) el Parque Bicentenario.

El “pulmón” de la CDMX que concibió la administración de Felipe Calderón con una inversión de casi 2 mil millones de pesos.

Reforma/Especial

La dependencia renunció a continuar administrando el megaparque de 55 hectáreas, por considerarlo “ocioso e improductivo“.

El parque se construyó en lo que fue la refinería 18 de Marzo de Pemex y fue concebido como un pulmón de la Ciudad de México con 5 mil árboles.

Es el segundo más grande del país después del Bosque de Chapultepec.

Semarnat vs Indaabin

En octubre pasado, Porfirio Blanco, director de Servicios y Mantenimientos de Inmuebles de la Oficialía Mayor de la Semarnat informó que el parque “ya no resulta necesario para los fines inicialmente concebidos“.

A través del oficio 512/DGRMTS/00690/2017, con fecha 12 de octubre de 2017, la dependencia ambiental puso el predio a disposición del Indaabin.

REFORMA/ ESPECIAL

La Semarnat confirmó que desde noviembre pasado se inició el proceso de la entrega física, jurídica y administrativa.

Desde el 31 de marzo, el Indaabin tomó el control, sin embargo el Instituto rechazó tener bajo su disposición el parque.

Nosotros no tenemos el Parque Bicentenario“, afirmó Rafael Grajales, coordinador de asesores del Indaabin.

Otro funcionario del instituto indicó que el parque fue traspasado por la Semarnat porque ya no tenía los recursos para su mantenimiento.

Y que ya fue concesionado a un particular, pero descartó dar más detalles del proyecto.

Quieren construir viviendas

Vecinos y la Unión Nacional de Técnicos y Profesionistas Petroleros advirtieron que en el Parque Bicentenario se pretenden construir viviendas y oficinas.

En abril de 2016 se tramitó ante la Seduvi un certificado de Uso de Suelo “E/3/30”, que permite hasta tres niveles de construcción. El certificado permitiría la edificación de oficinas, comercios y servicios en el parque.

Los habitantes niegan que sea “ocioso” como lo menciona la Semarnat porque sí era utilizado por la población.

Por ello, vecinos lanzaron la petición “No al cierre del Parque Bicentenario” en change.org para evitar el cierre del parque, la cual hasta el momento tiene 300 firmas.

Unidades habitacionales hay muchas y no es justo que la prioridad sea el dinero antes que la salud de los ciudadanos. O bien, si lo que buscan es privatizarlo, creo que habemos mucha gente que estaríamos dispuestos a pagar antes de su cierre”, se expuso en la plataforma.

Señalaron que el lugar representa desde hace años un espacio verde, de recreación, oxígeno y distracción para miles de familias que acuden cada fin de semana.

En el Parque Bicentenario Felipe Calderón dio su último discurso

Fue el 30 de noviembre de 2012, doce horas antes de que dejara de ser presidente, y el acto le sirvió para reinaugurar por segunda ocasión el lugar.

La construcción ya se había demorado cinco años, había consumido más de 2 mil millones de pesos y todavía arrastraba pendientes.

El Parque Bicentenario fue construido en 55 de las 172 hectáreas de la antigua refinería de Azcapotzalco, que operó entre 1933 y 1991.

El terreno quedó abandonado y fue hasta mayo de 2006 cuando el entonces Presidente Vicente Fox anunció la construcción de un parque ecológico.

El 23 de mayo de 2007, Calderón dio inicio a las obras con la plantación de un ahuehuete simbólico.

Lo primero sería la remediación del terreno, una obra “colosal”, según dijo el mandatario, debido al nivel de contaminantes que penetraron al suelo.

Tan sólo para sanearlo se anunciaron 910 millones de pesos.

La obra tendría áreas verdes, un lago, un museo, un auditorio, restaurantes, áreas de juego, de cultura y de deportes. Debería estar lista en 2010 para festejar el bicentenario de la Independencia de México.

 

Administración de Peña Nieto no atendió el Parque Bicentenario

Calderón lo inauguró el 7 de noviembre de 2010. Informó que se habían invertido mil 15 millones de pesos -más los 910 de la remediación-, pero aún estaba incompleto.

En enero de 2011, el gobierno federal anunció otros 600 millones de pesos para terminar la obra.

Pero en la segunda inauguración que hizo Calderón abrió sin restaurante, ni embarcadero, ni museo, ni trotapista ni trenecito. Así ha continuado.

El lago se completó, pero el embarcadero está cerrado y sin naves. El tren no existe ni en el mapa.

El museo funcionó un tiempo como Museo de la Energía, sin embargo, en 2017 ya estaba cerrado.

REFORMA/ ESPECIAL

Un tiempo estuvo ahí a la Agencia Nacional de Seguridad Industrial y de Protección al Medio Ambiente. Ahora se encuentra cerrado.

Vecinos siguen visitando el parque

Adentro sólo funciona un restaurante poco surtido, con botellas de agua y jugos sobre el mostrador y ventanales descuidados.

El agua de los estanques está sucia y no siempre hay paso a los invernaderos gigantes que muestran los tipos de bosques.

A los visitantes que por ahí juegan, hacen picnic o ejercicio no les importa la falta de servicios ni que en el lago no haya embarcaciones.

Compran su comida afuera y disfrutan en la tranquilidad de 55 hectáreas.

Las obras del parque iniciaron en junio de 2009 con trabajos de remediación por suelo contaminado y Pemex invirtió casi mil millones de pesos.

Otros mil millones de pesos se destinaron para el proyecto y acondicionamiento.

¿Qué sí hay en el Parque Bicentenario?

  • Auditorio al aire libre
  • Lago
  • Planta de tratamiento
  • Cinco áreas de estacionamiento
  • Cuatro jardines
  • Tres invernaderos con bioclimas internos
  • Un orquidiario con rampas flotantes
  • Ciclopista de 3.6 kilómetros
  • Canchas de baloncesto
  • Cancha de voleibol
  • Área de voleibol de playa
  • Campo de futbol
  • Skatepark
  • Gimnasio al aire libre
  • Área de picnic con 23 mesas y sillas

Te puede interesar: Peña y Calderón gastaron más de 78 mil mdp en promocionarse

 

Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close